Ingresos pasivos en Internet: cómo ganar dinero con tu blog

Ganar dinero de forma regular sin necesidad de un trabajo de 9 a 17 es el sueño de muchos. Y sin embargo, a medida que se desarrolla el comercio electrónico, ganar dinero de forma continuada a través de Internet se convierte en una posibilidad a tu alcance.

¿Qué son los ingresos pasivos?

Los ingresos pasivos son, por tanto, exactamente lo que imaginas: en lugar de intercambiar tu tiempo por una remuneración, tus ingresos no dependerán proporcionalmente del tiempo que dediques a trabajar activamente, como pasa con los turnos de oficina. En lugar de eso, puedes optar por crear un blog o invertir en acciones y relajarte mientras te generan ganancias. Estarás preguntándote: ‘¿dónde hay que firmar?’, ¿no? Bueno, antes que nada, es importante que identifiques el modelo de ingresos pasivos que mejor encaje contigo.

¿Qué ideas para generar ingresos pasivos te pueden encajar?

Hay una increíble variedad de opciones disponibles para aquellos que quieran empezar a generar ingresos pasivos, pero es importante tener en cuenta qué cualidades tienes para cada una de ellas. ¿Eres buen fotógrafo o tienes ojo para el diseño? Podrías ganar una buena cantidad vendiendo fotos de stock o plantillas de gráficos. ¿Eres habilidoso? Quizás lo tuyo sea abrir tu propia tienda en una plataforma creativa como Etsy.

Una de las vías más extendidas y accesibles es crear un blog. Si encuentras un nicho de intereses al que dirigirte, puedes producir contenidos sobre un tema del que te encante hablar en cualquier caso, y ganar dinero con ello. En plataformas como WordPress encontrarás un proceso de configuración sencillo y económico que hace que establecer tu presencia online sea más fácil que nunca. De hecho, los blogs alojados en WordPress reciben más de 400 millones de visitantes al mes, así que está comprobado que la fórmula funciona.

¿Qué ventajas presentan los blogs?

¿Por qué debería elegir un blog frente a otras vías para obtener ingresos pasivos? Como decíamos, es muy fácil subirse al carro, aunque esto también implica que el mercado de los blogs se haya abarrotado un poco. Con todo, crear tu propio blog tiene algunas ventajas muy claras, como:

  • Gana dinero incluso cuando duermas: el 50% de quienes se dedican al marketing dicen que su principal problema es la falta de tiempo. Si consigues hacerte con una audiencia global en distintas zonas horarias podrás ganar dinero mientras duermes, literalmente. ¿Qué ingreso puede ser más “pasivo” que ese? Si planificas bien tu estrategia de SEO y trabajas con servicios como Google Ads puedes dejar que los buscadores hagan todo el trabajo por ti y conseguir una audiencia importante con el mínimo esfuerzo.
  • Genera confianza entre tu audiencia: si ofreces una fuente de contenidos coherentes e informativos tendrás una oportunidad de conectar con tus lectores. A no ser que estén mal estructurados, los blogs no suelen ser abiertamente publicitarios. De hecho, la razón por la que conceptos como el marketing de afiliados funcionan es porque existe un cierto nivel de confianza entre la audiencia y el bloguero. Un bloguero que estime su reputación no promocionará cualquier servicio o producto que encuentre por ahí. Y es por eso mismo que hay más opciones de que los lectores hagan clic en tus enlaces y se tomen tus recomendaciones en serio.
  • Establece los cimientos de tu identidad digital: si piensas usar tu blog como trampolín para conseguir otros ingresos, es crucial que produzcas contenidos atractivos y de alta calidad. Con un crecimiento de tu audiencia potencialmente ilimitado y el control de tu presencia online, tu blog se convertirá en una gran vía para hacer contactos y conseguir la suficiente popularidad para obtener beneficios económicos. Aunque el de los blogs sea un camino muy transitado, blogueros como la especialista en belleza Kristina Bazan han sido capaces de destacar lo suficiente como para que su presencia online se convierta en algo más: en su caso, en lucrativas colaboraciones con L’Oreal en la vida real.

Estas son solo tres de las muchas ventajas de los blogs. A medida que crecen el comercio online y la popularidad de los blogs, seguro que aparecerán más y más razones para optar por el blogueo como forma de obtener ingresos pasivos. Pero ahora, la siguiente cuestión que debes resolver es cómo quieres monetizar tu blog y qué pasos tienes que dar para empezar a ganar dinero.

Cómo ganar dinero con los blogs y por dónde empezar

Mientras piensas ideas para tu blog, es importante que busques un tema que te interese de verdad, ya que tendrás que generar un montón de contenido sobre ese tema. Por ejemplo, si vas a escribir sobre juegos de ordenador pero llevas sin jugar a uno desde la adolescencia, quizá acabe convirtiéndose en una pesadez y pierdas el empuje que necesitas. Una buena noticia es que cuanto más específicos sean tus intereses, mejor. Hay muchísimos blogs ahí fuera, así que arrancar con un tema muy concreto te ayudará a destacar entre la multitud.

Una vez hayas conseguido una cierta audiencia, ten en cuenta que también puedes monetizar tu contenido creativo integrando publicidad en el mismo (en forma de banners o ventanas emergentes, por ejemplo). Es lo que se conoce como marketing de afiliados y esencialmente consiste en dirigir a tus lectores a productos específicos, y recibir ciertas cantidades en forma de comisión como recompensa por ello. Dichas cantidades pueden variar y depender del número de ventas que se lleven a cabo a partir de tu actividad promocional.

Por otro lado, tener una base de seguidores leal puede permitirte crear una lista de correos exitosa. Porque, si te comunicas regularmente con los inscritos en ella, puedes establecer una relación a través de la cual ofrecer recomendaciones para productos y servicios determinados.

5 formas de hacer dinero con un blog

  1. Marketing de afiliados: como decíamos, el marketing de afiliados es una buena forma de convertir en ingresos tu contenido y tu presencia online. Si te unes a un programa de afiliados podrás empezar rápidamente a identificar productos que tiene sentido que promociones y a entender cómo destacarlos mejor dentro de tu contenido. Por ejemplo, Afiliados de Amazon ofrece a los blogueros varias formas de redirigir a su audiencia a una página de producto, incluso con código incrustable para copiar y pegar en el diseño del blog. También está la opción de configurar la “Barra Web” de Amazon: así solo tendrás que iniciar sesión, elegir un producto que te gustaría recomendar y crear fácilmente un enlace para hacerlo en tu blog.
  2. Productos o servicios: tu blog personal puede funcionar como una tienda digital, y hacerlo incluso mejor que una plataforma consolidada como Etsy o iStock. Con los intuitivos plugins de WordPress como WooCommerce, no solo te resultará fácil e intuitivo, sino que además te evitará pagar una comisión por el alojamiento, Además, tendrás mayor capacidad de decisión sobre cómo vender y promocionar tus productos, directamente sobre los textos descriptivos y las imágenes de los mismos.
  3. eBooks o contenidos formativos: si te consideras un experto en tu ámbito, puede valer la pena que compartas tus conocimiento con tu audiencia a través de servicios de pago. Si escribes un eBook o libro electrónico, podrás venderlo a través del servicio Kindle de Amazon e intentar llegar a una audiencia incluso mayor que la que ya tengas. Lo mismo ocurre con contenidos formativos como eCourses o cursos online. A medida que creas contenidos informativos de forma regular te conviertes en un recurso de confianza para tu audiencia, y será más probable que inviertan en tus contenidos de pago además de hacer clic en tus enlaces de afiliado.
  4. Asesoramiento o consultoría: una vez te hayas establecido como una fuente de consejos fiables en la temática de tu blog, podrías llegar a ofrecer tus servicios como asesor. A menudo, las empresas buscan ideas frescas en el exterior y en estos tiempos son muchas las que optan por consultar a blogueros. Ni siquiera necesitas un título en la materia: el éxito de tu blog es cualificación suficiente para demostrar que sabes de lo que hablas y que tus consejos en el tema en cuestión serán útiles.
  5. Lanzar una newsletter: esto es especialmente útil en el caso de los blogueros que escriben sobre un tema actual o cambiante. Por ejemplo, los que escriben sobre tecnología o finanzas tienen una buena oportunidad de crear una newsletter en la que los inscritos reciben noticias e información sobre la actualidad del tema, pero también sobre productos o servicios relacionados con esas novedades. En este sentido, Ramit Sethi, de I Will Teach You To Be Rich (Te enseñaré a ser rico), recomienda que el 80% del contenido de la newsletter sea creativo o informativo y el comercial se limite al 20%, de forma que la audiencia no sienta que le abrumas con promociones y permanezca enganchada.

En realidad, elegir la mejor forma (o las mejores formas) en las que generar ingresos pasivos desde tu blog puede depender del tema que hayas elegido. Porque hay algunos que se prestan más al marketing de afiliados que otros. Por ejemplo, un blog centrado en productos de belleza probablemente encuentre en un programa de afiliados como Afiliados de Amazon muchos productos fácilmente incorporables a su contenido. En cualquier caso, tomes el camino que tomes, recuerda mantener un equilibrio: eres un bloguero, no un comercial.

En resumen…

¿Por dónde empezar? La forma más fácil de empezar a obtener ingresos pasivos es crear un blog con WordPress. Como plataforma con buena relación calidad-precio y fácil de usar, WordPress es ideal para entender cómo funciona un blog sin tener que hacer grandes inversiones. Una vez hayas encontrado un tema que vaya bien contigo y empezado a producir contenidos, el siguiente paso será decidir qué modelo de monetización es el adecuado para ti. Tanto si decides sumarte al marketing de afiliados con un socio potente como Afiliados de Amazon como si optas por empezar con algo más pequeño como integrar anuncios en tu blog, ya estarás en la senda para empezar a generar ingresos pasivos.

¿Tienes dudas sobre cómo encontrar un tema adecuado para ti o sobre cómo establecer tu propia audiencia? Encuentra más información al respecto aquí.

« »